POSICIONES 19 

Hacia los Estados Unidos de Europa.

Con las próximas elecciones del 26 de junio, se cerrará previsiblemente un ciclo electoral que comenzó con las elecciones europeas y continuó con las catalanas, las municipales y las del pasado 20 de diciembre.

Pues bien, si algo tienen en común todos estos comicios es que en todos ellos –incluidos los europeos– la política exterior ha estado ausente casi por completo. El discurso de los políticos españoles –y el interés de la opinión pública– se concentra en la piel del toro o, incluso, en sus variadas regiones, como si todavía viviéramos en el siglo XIX, cuando los Estados soberanos eran unidades casi autosubsistentes.

Esto dejó de ser así hace tiempo y hoy la globalización hace que tanto nuestros problemas como nuestras soluciones aparezcan interconectadas en redes de dependencia que cubren la totalidad del mundo. Nuestra economía, pero también nuestra seguridad, el clima, la energía, las emigraciones, el terrorismo, la delincuencia y tantas otras cuestiones esenciales dependen del entorno geográfico y social, y no pueden ni analizarse ni gestionarse al margen de las circunstancias.

España es, más que nunca, el resultado de esas circunstancias, por remedar el lenguaje orteguiano. El futuro de España está, en gran medida, fuera de España. Y, en gran medida, esa circunstancia ha sido y es Europa. Si algún proyecto logró unir a los españoles tras la muerte del General Franco y el final de la Dictadura, ese fue el de europeizar España.

DESCARGAR
DESCARGAR
2018-11-13T09:40:30+00:00